Derma | Especialistas en tu Piel

Consejos de belleza  

Combate la contaminación en la piel
Publicado el 28/8/2017
 

Los contaminantes del medio ambiente como el humo del tabaco, la radiación solar, las diversas partículas del esmog, algunos medicamentos y, en ocasiones, el maquillaje, llegan a dañar la piel. Por ello es muy importante que sigas una rutina de limpieza que te ayude a mantenerla saludable.

RUTINA BÁSICA

La rutina que toda piel debe tener, independientemente de su tipo, consiste en la limpieza profunda, la exfoliación periódica, una perfecta humectación e hidratación y el uso constante de un bloqueador solar. Estos 4 pasos permitirán que tu piel respire y pueda desintoxicarse durante todo el día.

El descuidar tu piel hace que ésta envejezca más rápido de lo normal, y muchas veces luzca seca, sin brillo o con poros muy dilatados. Además, la acumulación de piel muerta y suciedad puede provocar brotes de acné en forma de barros y espinillas.

1. Limpieza

Recuerda que el paso indispensable, y el que no puede faltar, es limpiar tu rostro por las mañanas para que éste reciba los nutrientes de los productos que vas a aplicar; y por las noches para retirar profundamente el maquillaje y las impurezas acumuladas durante el día. Para una limpieza rápida utiliza las toallitas faciales Cetaphil o Comodynes que se adaptan a cada tipo de piel. Éstas remueven con facilidad el maquillaje y las impurezas de los contaminantes, dejando tu piel limpia y fresca. Sus ingredientes no resecan la piel.

Si tu piel es grasa o propensa a espinillas, te recomendamos que después de haberte desmaquillado, utilices un limpiador que ayude a retirar el exceso de sebo acumulado. Sebium gel limpiador de Bioderma o Cleanance gel dermolimpiador, son limpiadores suaves libres de jabón que han sido formulados especialmente para piel grasa o con tendencia al acné, ayudan a que la piel no se irrite y a mantener su PH natural. Otra opción es el gel limpiador Eucerin DermoPURIFYER, que ayuda a eliminar las células muertas que cubren la salida de los poros, elimina sebo, bacterias y desinflama la piel, o bien La Roche-Posay Effeclar que es un gel de limpieza que purifica la piel a profundidad, elimina impurezas y ayuda a combatir el exceso de grasa dejando la piel limpia y fresca.

2. Exfoliación antimanchas

Exfoliar tu rostro al menos una vez a la semana favorece la regeneración celular y mejora la micro circulación, esto lo hace lucir joven y con un brillo natural. La radiación solar puede manchar tu piel, para ello te recomendamos NEOSTRATA GEL DESPIGMENTANTE, un exfoliante suave que ayuda a aclarar la piel y a eliminar las manchas oscuras mientras promueve la renovación celular. Su fórmula con 10% de polihidroxiácidos y 2% de hidroquinona (HQ), es la encargada de eliminar la hiperpigmentación. Es muy importante que mientras lo utilizas evites exponerte al sol y apliques y reapliques diariamente protector solar, para evitar que las manchas reaparezcan.

Otro producto para las manchas es Melascreen Despigmentante de Ducray que puedes utilizar mañana y noche, contiene 3% de ácido azelaico lo que permite eliminar manchas y prevenir la formación otras nuevas.

Si tienes poco tiempo, puedes utilizar las EASY PEELING de Comodynes, toallitas exfoliantes faciales que desincrustan los poros y acaban con las pieles muertas, las encuentras en un formato compacto, ideal para el bolso o la mochila. ¡Ya no tienes excusas!

3. Hidratar y humectar

Aplicar cremas o tratamientos como parte de tu rutina de limpieza, activa la acción regeneradora de tu piel, principalmente durante la noche, ya que es el momento en el que ésta se encuentra más receptiva a un cuidado específico. Utiliza el gel hidratante SESDERMA SALISES, que ayuda a regular la secreción de grasa, a eliminar las impurezas y a combatir el acné (si lo presentas) mientras la hidrata. No es fotosensible, ni irrita la piel. Se recomienda aplicarlo en las mañanas y en las noches después de tu rutina de limpieza.

4. Protección solar

El uso de un fotoprotector ayudará a mantener tu piel joven y radiante ya que evita el envejecimiento y la aparición de manchas. Existen texturas para cada tipo de piel, las conocidas como toques secos o pantallas minerales que mitifican como el Fotoprotector Nude de Bioderma que además de protegerte, controla el brillo, minimiza los poros y deja la piel suave y satinada, protegiéndote de todos los tipos de radiación.

Recuerda que con los cuidados adecuados los agentes contaminantes no dañarán tu piel.

 
 
 
 
 

Rostro